All for Joomla All for Webmasters
23
Jue, Nov

La Marina de Brasil "va a la guerra" en la Operación Missilex 2017

Brazil

Lanzamiento de misiles, bombas, torpedos y tiro de cañón. La Operación Missilex 2017, realizada por la Marina de Brasil realizada entre el 24 a 28 de julio, al sur de la Isla de Cabo Frío, en Río de Janeiro, fue marcada por los procedimientos de combate con empleo de armamento real.

En cinco días consecutivos de ejercicios de carácter estrictamente militar, se utilizaron misiles aire-superficie (MAS), superficie superficie (MSS), superficie-aire (MSA), torpedos aerolanados, bombas de empleo general, cañones navales y ametralladoras.

La misión tuvo como propósito incrementar el apresamiento de las unidades de la Escuadra y como objetivo a hundir el casco de la antigua fragata Bosisio (una de las cuatro Tipo 22 adquiridas por Brasil a mediados de los años 90), deshabilitada para suministrar piezas y suministros para la F-46 Greenhalg y F-49 Rademaker, ambas todavía en activo.

Durante la operación, el día 25, se realizó el lanzamiento del MAS Penguim, armado con ojiva de combate, por el helicóptero SH-16 del Escuadrón HS-1 Guerrero. Por primera vez, todo el procedimiento de carga y configuración del misil en el helicóptero fue realizado a bordo del buque NDM G-40 Bahia.

A continuación, la fragata F-49 Rademaker lanzó el MSS Exocet MM40 con el disparo integrado a su sistema de armas. Por primera vez de forma completa, el buque adquirió el casco objetivo con sus sensores, estableció los parámetros de disparo, transfirió esos datos al ordenador del misil y llevó el fuego a la distancia prevista de acoplamiento, a unos 40 km de distancia del blanco.

Incluso antes del lanzamiento de bombas por aviones de ataque AF-1 de la Marina y A-1 AMX de la Fuerza Aérea Brasileña, los primeros signos de hundimiento del casco de la ex fragata.

Bosisio ya se observaron tras los impactos de los misiles. Las ocho bombas de 230 Kg aumentaron la tendencia de hundimiento. Con el buque bastante adentro, las fragatas Liberal e Independencia se aproximaron al castigo final y dispararon con sus cañones de 4,5 pulgadas, llevando el casco al fondo.

En el mismo día, en la tarde, la fragata Liberal disparó un misil superficie-aire (MSA) Aspide 2000 sobre un drón blanco lanzado por equipamiento técnico del Casnav. Con la caída del drón por impacto directo, quedó comprobada la eficiencia del sistema de defensa antiaérea de punto de las fragatas clase Niterói.

Cada lanzador lleva listo para el empleo ocho misiles. El MSA Aspide utiliza guiado SHAR de onda continua (CW) y puede involucrar objetivos a medias altitudes y gran distancia. Los disparos de cañones continuaron la mañana del día 27, cuando los barcos probaron el rápido empleo de sus armas de proa y antiaéreos sobre el blanco Killer Tomato, de superficie, y el objetivo aéreo derivado.

El final de la misión, el día 28, fue marcado por el 2º lanzamiento de torpedo MK46, inerte, sin ojiva de combate, por la aeronave SH-16. En la primera oportunidad de lanzamiento (Aspirantex 2017) se utilizó un submarino simulado del tipo Mk 39 EMATT, ya en la Missilex 2017 el objetivo fue real, en forma de un submarino clase IKL 209.

10/08/17

Nuestromar.com